Ayer diferentes blogs se hicieron eco del rodaje de la nueva película de Expediente X. Y yo, que era un auténtica fan de esta serie, le presto hoy mi particular homenaje a la serie, con imágenes de mi capítulo favorito por muchos motivos:

– Porque muestra a la fabulosa Scully en su faceta más desconocida: un rollito erótico-festivo al margen total de la relación con Mulder y éste en plan celoso (me encanta!)
– Porque me recuerda mucho a mi cuando yo me hice mi tatu, por la situación personal, por el tipo de tatu (que no es un Ouroboros como el suyo, pero similar) aunque yo no puse la cara de éxtasis cuasi orgásmico que pone ella.
– Por la filosofía “Never again” del capítulo, que me es muy próxima anímicamente y es lo que pienso siempre que me lo miro.
– Por la fantástica voz de Jodie Foster como la voz de la pin up tatuada del ligue de Scully.
– Porque como leí una vez: “Te toca el tatuaje que mereces” y porque cuando me preguntan el porqué de la elección de un motivo y no otro es porque realmente pasan dos cosas: el motivo te habla y habla sobre ti.

Hoy, más que nunca sé que que hay cosas que solo deben suceder una vez y para mi, mi tatuaje es y será también único.

Anuncios